Gobierno de Venezuela aumenta salario mínimo casi 300%; no alcanza para un kilo de carne

167
Venezuelan Thays Campo (C), mother of the sexually abused woman, holds up a Venezuelan national flag after delivering a press conference in Buenos Aires, on February 4, 2021 after Irineo Garzon was detained accused to drugged and sexually abused her daughter. - Irineo Garzon Martinez, 35, the Argentine businessman accused of raping a young Venezuelan woman, was arrested on Thursday in a case that sparked outrage after the first court order to keep him free. (Photo by JUAN MABROMATA / AFP)

El Gobierno de Venezuela anunció este sábado, Día del Trabajo, un aumento del salario mínimo de casi 300%, que, sin embargo, no alcanza para un kilo de carne, en medio de la galopante hiperinflación.

“Entra en vigencia un incremento del salario mínimo a 7 millones de bolívares”, equivalente a 2,5 dólares, informó el ministro del Trabajo, Eduardo Piñate, ante una concentración de seguidores del chavismo en acto con motivo del 1 de mayo en Venezuela.

  • El salario, que aumentó 288,8% respecto al vigente de 1,8 millones, se complementa con un bono de alimentación de “3 millones de bolívares, para llegar a un “ingreso mínimo de 10 millones de bolívares”.

No es suficiente el aumento al salario mínimo

Los 10 millones se quedan cortos para comprar un kilo de carne, de 3,75 dólares, en una economía dolarizada, que transita su cuarto año de hiperinflación y octavo en recesión.

Un cartón de 30 huevos, por ejemplo, vale 11 millones de bolívares, lo mismo que un kilo de queso, por encima del ingreso mínimo.

Estos precios pueden aumentar en los supermercados de las zonas acomodadas de Caracas, Venezuela, donde los precios se reflejan ahora en dólares, la moneda de facto, manejada no solamente por comerciantes formales, sino por informales.

  • “No es la mejor noticia para un 1 de mayo”, aseguró el economista César Aristimuño. “Si bien es cierto que genera un pequeño aliciente para muchos venezolanos, al final lo que vamos a ver es una mayor alza de precios, lamentablemente”.

“Mientras no generemos una política industrial, social, económica de crecimiento, será muy difícil que a través del salario vayamos a dar poder de compra a los venezolanos. No hay forma de perseguir la inflación en una economía hiperinflacionaria a través del aumento del sueldo y salario”.

El Gobierno de Nicolás Maduro, golpeado por sanciones internacionales, lideradas por Estados Unidos, que lo desconoce y promueve su salida, había dejado de anunciar los aumentos al salario con bombos como en la era de su predecesor Hugo Chávez.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here